El titular del Juzgado de Instrucción Número 1 de Gandia ha archivado la querella que presentó el marido de la vicealcaldesa de Oliva, la socialista Ana Morell, contra el alcalde de Compromís, David González.

En ella se le acusaba de un delito de prevariación administrativa en la licencia de obras de la casa en la que convive el matrimonio, en la calle Les Tendes. La querella, que cabe recordar se presentó a mediados de 2019, también iba contra varios ediles y exdiles olivenses.

El querellante acusaba de haberle retirado una licencia de obras en el patio de la casa familiar, que en un principio se otorgó con todas sus garantías, supuestamente por una venganza política, según la versión del denunciante, que también es promotor del edificio. El expediente administrativo se remonta al año 2014. Por el contrario, el alcalde mantenía que ese patio estaba protegido en el PGOU.

Tras haber tomado declaración a las partes, el juez no ve indicios de delito penal en la reforma que hizo el matrimonio, y considera que el asunto se debe tratar, en su caso, por la vía administrativa. Tampoco ve prevaricación en el alcalde, ya que en en este caso debía observarse “una actuación injusta, de evidente ilegaldad, notoria, patente, flagrante, clamorosa y abritraria”, aspectos que no proceden en este caso, teniendo en cuenta la cantidad de informes técnicos presentados. Contra esta sentencia cabe un recurso de apelación.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre